jueves, 6 de abril de 2017

Cambiemos no acompañó el aumento del 20 por ciento para los taxis



Los ediles pidieron una suba menor de acuerdo a su propio análisis de costos. Argumentaron diferencias con las exigencias de los propietarios de taxi.

El integrante de la Comisión de Transporte Javier Suárez dió una síntesis de los cálculos que llevaron a solicitar un aumento menor al solicitado que no supere el 13%. No obstante, el Bloque de Concejales del Intendente decidió avanzar con el aumento del 20 por ciento.

El nuevo valor será de 22 pesos con treinta centavos (22,30) para la bajada de bandera y 2 pesos veinte ($ 2,20) la ficha cada 180 metros o minuto de espera. En horario nocturno y domingos el valor asciende un 10 por ciento más llevando la bajada de bandera a $ 24,53 y la ficha a $ 2,42.

“Los estudios de costos elevados por el Intendente no se condicen con la realidad. Encontramos que los valores utilizados, en algunos casos, son más elevados que los que hemos encontrado en el mercado local”, detalló el Concejal Javier Suárez, integrante de la Comisión de Transporte.

En su intervención en el recinto, el concejal manifestó que “durante el año 2016 la tarifa de taxis aumentó un 45,5 % y la inflación acumulada durante el año 2016 fue del 31,4 %, es decir, la tarifa aumentó un 14% más en comparación a la inflación. Aumentar ahora un 20 % es totalmente excesivo. Este aumento favorece a los grandes empresarios del taxi y perjudica a los pequeños empresarios del taxi, además del usuario, que tiene que pagar más de lo justo”, detalló.

“El aumento del 40 % en el boleto de colectivo y el aumento del 20 % de la tarifa de taxis son un claro ejemplo de una grave falta de tacto social por parte del Intendente. El primero responde por a una administración irregular y deficitaria de la empresa Transpuntano SAPEM, y el segundo aumento responde a un criterio político y arbitrario más que a un criterio objetivo según la evolución de la tarifa y la inflación”, manifestó el joven concejal.

La bancada aclaró que debe garantizarse un aumento acorde a los precios actuales y no “inflados”. El Frente Para La Victoria votó el aumento y sus argumentos fueron similares al año pasado. El concejal Roberto González Espíndola (FpV), presidente de la Comisión de Transporte, habló de “una difícil situación económica” que “justifica el aumento” pero en ningún momento revatio los argumento expuestos por los concejales radicales ni expuso cifras objetivas en las que se basa el aumento.

La votación concluyó con 4 votos afirmativos del FpV (Dopazo, Ponce, Macagno, González Espíndola), 3 negativos de Cambiemos (Rocha, Guiñazú, Suarez), 3 abstenciones de Compromiso Federal (Sergnese, Rosales Ortega) y 4 ausencias (Cabrera, Serrano, Barroso y Federico Cacace).

No hay comentarios:

Publicar un comentario